Cargando

Show info

Presentación

MIR
El Hospital Universitario de Bellvitge tiene una larga trayectoria docente en Formación Sanitaria Especializada (FSE). Desde su inauguración, en el año 1972, se integró en el programa de FSE, donde se fueron introduciendo, progresivamente, las diferentes especialidades que conforman el Hospital.

Nuestro Hospital tiene 42 especialidades con acreditación docente, en las cuales se integran actualmente 334 facultativos residentes. También acoge la formación de 80 facultativos residentes de Medicina Familiar y Comunitaria de la Unidad docente de Costa de Ponent.

Destacamos el gran número de residentes de otros centros, más de 190 al año, tanto de centros españoles como de extranjeros, que vienen a realizar estancias formativas. 

La Unidad Docente de Salud Mental acoge enfermeras de formación especializada de enfermería, desde el año 2011. Por otro lado, los residentes de enfermería de la especialidad de Salud Familiar y Comunitaria realizan rotaciones, por las diferentes áreas del Hospital, y también guardias.

Acceso a las Plazas de Formación: 
El sistema de selección consiste en una prueba de carácter estatal en la que los aspirantes recibirán una puntuación total individual obtenida de la suma de la que alcancen en la práctica de una prueba de contestaciones múltiples y de la valoración de sus méritos académicos. La adjudicación de las plazas se efectúa siguiendo el orden de mayor a menor puntuación total, individual de cada aspirante.

Consulta la información actualizada en la web del Ministerio


Características de los lugares de Formación: 
La formación sanitaria especializada se desarrolla en Centros y Unidades docentes especialmente acreditadas al efecto en función de los requisitos de acreditación establecidos por los Ministerios de Educación y Cultura y Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. 
La acreditación de los Centros y Unidades la solicitan las entidades titulares de los mismos, justificando reunir los requisitos a los que antes se hacía referencia. 
Periódicamente, los Centros acreditados son sometidos a un proceso de auditoria docente para evaluar su calidad formativa. 


Cada año se elabora una oferta de plazas para comenzar programas de formación de acuerdo con la capacidad docente acreditada, las disponibilidades presupuestarias y las necesidades sociales.